El Parlamento Foral modifica en numerosos extremos la Ley Foral de Policías

Tras una larga tramitación y numerosos debates, el Parlamento de Navarra aprobó finalmente una modificación de la Ley Foral de Policías de Navarra, que incluye numerosos cambios sobre la norma anterior, gran parte de los cuales afectan a las policías locales.

Según su propia exposición de motivos la aprobación de la Ley pretende adaptar su las disposiciones vigentes a diversos pronunciamientos de los tribunales, así como concretar el ejercicio de las funciones policiales, la forma de llevarlas a cabo y el régimen disciplinario del personal de policía. También pretende facilitar la promoción vertical y la mayor “fluctuación” entre los Cuerpos de Policía de Navarra.

La mayoría de las modificaciones que introduce afectan a todos los Cuerpos de Policía de Navarra y por tanto también a los de Policía Local. Algunas de las modificaciones más importantes son las siguientes:

–          Se establece que en todos los Cuerpos de Policía tendrá que haber una oficina de atención del ciudadano en la que servirá además de para presentación de denuncias para la presentación de quejas y peticiones.

–          Se modifican algunos aspectos que afectan al acceso al empleo, como la eliminación de la edad máxima para acceder a los Cuerpos de Policía.

–          El umbral para la creación de Cuerpos de Policía Municipal se incrementa de 5000 a 7000 habitantes.

–          Finalmente se mantiene la figura de los auxiliares de policía respecto de los que la proposición inicial planteaba su supresión. Además, se permite ahora la contratación de personal no sólo a los municipios que tengan Cuerpo de Policía sino también a los que tengan agentes municipales tanto para la sustitución como para la cobertura de vacantes, incluso como apoyo de los agentes existentes, previa autorización del Departamento competente en materia de seguridad. También excepcionalmente se permitiría la contratación de este personal a entidades locales que no contasen ni tan siquiera con agentes municipales. La contratación de este personal se limita a quienes hayan obtenido una habilitación de Auxiliar de Policía Local expedida al efecto por la Escuela de Seguridad de Navarra.

–          Se contempla para las entidades locales la posibilidad de permuta entre funcionarios públicos que ostenten la condición de policía local o agente municipal.

–          Se permite el acceso a determinados empleos de Policía, subinspector, sin necesidad de tener la titulación correspondiente, que se suple por años de servicio. Así mismo, para el acceso a determinados puestos se prevé un turno de promoción interna, limitado al propio cuerpo, y un turno abierto a todos los Cuerpos de Policía de Navarra.

–          También se permite el acceso del personal de policía a otros puestos mediante la posibilidad de participación mediante el turno de promoción en los procedimientos que se lleven a cabo por las respectivas Administraciones Públicas de Navarra y la posibilidad de participar en los concursos de méritos que convoque la respectiva Administración.

–          Se definen las pruebas que se deberán realizar en los procesos selectivos, incluido a la obligatoriedad de la prueba de conocimiento del euskera cuando el perfil del puesto lo exija.

–          Respecto de los funcionarios en prácticas, se determina que tendrán derecho además de a la retribución correspondiente al nivel, a las retribuciones complementarias y a la ayuda familiar.

–          Se modifican las retribuciones, incorporando alguna de las retribuciones previstas en el Estatuto del Personal al servicio de las Administraciones Públicas, tales como el complemento de jefatura, de turnicidad y de prolongación de jornada, que hasta ahora no tenían asignadas, y se introducen modificaciones en los porcentajes y regulación de otros complementos, complemento específico y de puesto de trabajo.

–          Finalmente cabe destacar que la Ley Foral contiene un mandato para el Gobierno de Navarra, que en el plazo de dos años deberá presentar un proyecto de Ley Foral de Policías Locales.