El presidente de la FNMC considera insuficiente el acuerdo FEMP-Ministerio de Hacienda para invertir el superávit municipal de 2017

Pablo Azcona111Las entidades locales del Estado acumulan desde 2012 un superávit de alrededor de 30.000 millones de euros. Ahora, el ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y el presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, han alcanzado un acuerdo para modificar la normativa de estabilidad presupuestaria y permitirles invertir el superávit de 2017, cifrado en 5.000 millones de euros. La medida no afecta a los superávit anteriores, razón por la cual, el presidente de la Federación Navarra de Municipios y Concejos (FNMC), Pablo Azcona, considera que el acuerdo es insuficiente. Azcona afirma además que es preciso esperar a conocer el texto que modifique la normativa para hacer una valoración precisa del mismo.

Como se sabe, la normativa de estabilidad presupuestaria, aprobada con motivo de la crisis económica, impide a las entidades locales aumentar sus gastos por encima de un porcentaje similar al crecimiento previsto del PIB y tampoco admite gastar el superávit que generan, salvo en “inversiones financieramente sostenibles”.

El presidente de la FNMC rechaza dicha normativa de estabilidad, porque ha impedido a los ayuntamientos dedicar sus recursos a paliar los peores efectos de la crisis, en la que se han agudizado las necesidades sociales más sangrantes. “En general –señala el presidente- estas restricciones han limitado nuestra capacidad para prestar servicios, a la vez que acumulábamos año a año importantes cantidades en nuestras cuentas bancarias. Y todo ello mientras teníamos que volcar todos nuestros esfuerzos presupuestarios en la atención de unas mayores necesidades sociales. Tampoco hemos podido –ha añadido- realizar las inversiones en infraestructuras que necesitan nuestros pueblos”.

Por esta razón, se han sucedido en los últimos meses distintas iniciativas tanto en la Comunidad Foral como en el ámbito estatal para exigir la derogación o el cambio de la normativa de estabilidad. En este sentido se han manifestado más de 100 ayuntamientos adheridos a un acuerdo promovido por los cabeza de merindad y la propia FNMC, que ya adoptó un acuerdo para solicitar la eliminación de las leyes de estabilidad. Por su parte, la FEMP ha venido exigiendo al Gobierno de España cambios en la materia.

El presidente de la FNMC ha recordado también que los ayuntamientos son las únicas Administraciones que han cerrado cada año sus cuentas con superávit y han rebajado de forma muy considerable su deuda, que se ha situado incluso por debajo del objetivo marcado por el Ministerio.

Por lo que respecta a Navarra, Pablo Azcona ha recordado que sus entidades locales tenían a finales de 2016 un remanente de tesorería acumulado de 163 millones de euros, que habrá crecido sensiblemente a lo largo de 2017.