Los ayuntamientos con centros educativos 0-3 años analizan su situación y la problemática del servicio

0.3.111Con una primera reunión a la que asistieron medio centenar de representantes de entidades locales con centros municipales de primer ciclo de educación infantil (0-3) y en la que se definieron las líneas y la metodología de trabajo, la Federación Navarra de Municipios y Concejos inició ayer un proceso en el que los ayuntamientos afectados analizarán la problemática que afronta el servicio y buscarán soluciones a la misma para su traslado al Gobierno de Navarra y, en su caso, al Parlamento.

Como se sabe, la mayor parte de estos centros son en Navarra de titularidad municipal y, pese a su corta existencia (la mayoría tienen poco más de una década) han pasado por variadas vicisitudes relacionadas con su financiación, los requisitos para ser considerados centros educativos o, incluso, la asignación de la competencia a distintas Administraciones.

Concretamente, en la actualidad hay 94 centros municipales que pertenecen a 74 entidades locales y casi todos fueron creados por impulso del Parlamento de Navarra y ante la demanda de la ciudadanía. Inicialmente se entendió que tenían un carácter mixto asistencial y educativo y los primeros convenios que firmaron los ayuntamientos para su financiación se suscribieron con el Departamento de Políticas Sociales. No obstante, distintas leyes estatales y autonómicas les confirieron un carácter netamente educativo.

Entre la problemática más importante a la que se enfrentan los ayuntamientos cabe señalar la atribución competencial del ciclo, que la Ley de Régimen Local actual atribuye a las comunidades autónomas y otra ley foral posterior deja en manos de los ayuntamientos de forma temporal; y la definición de los requisitos físicos y pedagógicos para su consideración como centros educativos, que se concretó en un decreto foral de 2007, pero se modificó posteriormente, de forma transitoria, debido a que muchos de los centros no alcanzaban todas las exigencias, especialmente por motivos relacionados con los espacios.

No es menos relevante el problema de su financiación, que depende del Gobierno de Navarra, los padres y los ayuntamientos y en la que éstos están asumiendo un porcentaje cada vez más alto de la misma.

Ahora, en el ámbito del foro creado por la FNMC, los representantes municipales estudiarán propuestas sobre estos y otros temas. A tal efecto, han creado un grupo de 17 representantes, que impulsarán los trabajos y expondrán periódicamente éstos a la totalidad de los afectados.